.

Nuba Viajes a Myanmar
Nuba Viajes a Myanmar
Nuba Viajes a Myanmar

Viaje a Myanmar a medida

adrono_pais_as

Oro y pagodas

La mejor forma de viajar a Myanmar, a medida y en privado, con todo organizado al detalle. Un país insólito que, tras años de aislamiento, abre sus puertas al viajero para remontarle a la época de esplendor y lujo colonial.

Ya lo dijo Rudyard Kipling: “Birmania no se parece a nada de lo que hayas visto”. Basta con contemplar sus atardeceres anaranjados desde lo alto de una de sus miles de pagodas en las llanuras de Bagan, los paseos en calesa entre mansiones coloniales o en barca por el río Ayeyarwady y observar el día a día de hombres ataviados con faldas longyi, mujeres maquilladas con thanaka y ancianas mascando el rojizo betel. Myanmar, el país de las sonrisas, en el que nada o poco ha cambiado con el paso del tiempo, aún es posible descubrirlo así, auténtico.

Experiencias Nuba

adorno_momentos Paseo por el Bosque de Bambú de Indein.
adorno_momentos Amanecer en globo sobre las más de tres mil pagodas de Bagan.
adorno_momentos Navegar por el lago Inle, hogar del pueblo Intha, contemplando sus aldeas sobre pilotes, sus mercados y la poderosa estampa de los pescadores en pie sobre las pequeñas barcas.
adorno_momentos Encuentro étnico con la tribu de los Padaung, junto a un guía privado, para conocer su forma de vida y antiguas tradiciones.
adorno_momentos Meditación con monjes budistas en un Dzong.


Curiosidades en Myanmar

Thanaka: el maquillaje birmano
Comprueba como todo el país hidrata y protege con gracia su rostro del sol con este cosmético natural y centenario, con aroma a madera de sándalo, elaborado a base de agua y la raíz molida de un árbol. No solo debe su fama a su fragancia y valor estético sino también a sus propiedades fungicidas, sus beneficios sobre las quemaduras del sol y el afinamiento de la piel.

Faldas longyi
Otra seña de identidad y clave de la belleza birmana, es el uso del longyi, incorporado en el siglo XIX en Myanmar por emigrantes del sur de la India. Esta prenda consiste en una falda de tubo, de tisú o seda, de colores vivos que cubre el cuerpo desde la cadera hasta los tobillos. La portan hombres y mujeres. El de los hombres se llama paso, suele lucir colores discretos y se abrocha por delante. La prenda de las mujeres se denomina htamein, con colores más vivos y se abrocha a un lado.

La hoja de betel
Sorprende viajar a Myanmar y a otros países del sudeste asiático y conocer su costumbre de mascar la hoja de betel, conocida popularmente como “el paan”. Los birmanos lucen sus amplias sonrisas al viajero, teñidas de este color llamativo, atribuyéndole propiedades digestivas y refrescantes para el aliento. Sin embargo, también es conocido su carácter adictivo y sus efectos nocivos para la salud.

Época recomendada: invierno

La mejor época para viajar a Myanmar, dado su clima tropical, es durante la temporada seca, desde el mes de octubre al mes de abril. Durante estas estaciones las temperaturas oscilan los 20 grados, aumentando ligeramente durante los meses de marzo y abril, cuando los días ofrecen entre cinco y siete horas de sol y los cielos suelen estar despejados.

Experiencias de temporada

Una experiencia diferente para disfrutar de las cálidas temperaturas que brinda Myanmar es perderse en bicicleta por Bagan y contemplar las impresionantes vistas al amanecer desde lo alto de uno de sus miles de templos. NUBA organiza cenas privadas en sus alrededores para impregnarse del magnetismo y magia de este lugar único.